Una curiosa descripción de Segovia

Segovia, en sitio alto, á vista de las Sierras de Guadarrama, y Fuenfria, en los confines de las dos Castillas, entre Valladolid a la parte Septentrional, y Madrid á la Meridional, al nordeste de Avila, y al Norueste de Alcalá de Henares; está circundada, al Norte del Rio Eresma, á Mediodia del Arroyuelo Clamores, de otro enmedio, llamado Frio.
Fue fundada por el Rey Hispan año de 2263. del Mundo, y 1598 antes de Christo.
Los Celtiveros el año de 755. la llamaron Segobriga , en memoria de Segorve. Trajano hizo su celebre Puente enmedio de la Ciudad, sobre el Rio Frio, por la qual pasa el agua á la Ciudad y por ello dice, que en España hay un Puente, que por encima pasa el Agua, y por debaxo pasa el Vino.
Es de piedras muy grandes, encaxadas unas con otras, sin mezcla alguna. Tiene treinta y seis varas de alto, ciento y cinquenta y nueve arcos, en dos ordenes, y es de las obras mas celebres de España; como lo es tambien la Fabrica de Paños de esta Ciudad, fuertes, duraderos, finos, y vistosos. No es menos famosa la Moneda Segoviana, que es redonda, y hermosa: fundo la Casa de la Moneda Phelipe II. Quando trabaja, labra cada dia treinta mil ducados de piara.
El Alcazar tambien es celebre por su fábrica, y por haver sido habitacion de varios Reyes, y prisión de Grandes, y Señores. Está situado sobre una roca, ó peñasco en uno de los sitios mas altos de la Ciudad; se sube a el por escalones hechos en la piedra viva, el Rio, que lame las Murallas , le sirve de foso: tiene Puente levadiza; en sus Plazas, como Baluartes , se puede poner Artillería contra la Ciudad y la Campaña. Tiene muchas Salas , magnificamente adornadas, en especial la que llaman la Sala de los Reyes, por estar allí las efigies de los Reyes de España, desde Pelayo, con mucha viveza, y perfeccion: todo está cubierto de plomo.
Tiene la Ciudad quatro mil Vecinos, algunos Cavalleros, Mayorazgos, y Nobleza, veinte y siete Parroquias, trece Conventos de Frayles, ocho de Monjas, cinco Hospitales, tres Hermitas, siete Plazas, veinte y cinco Molinos, trece Batanes, tres Lavaderos de Lana, dos Molinos de Papél gran cantidad de finisimos Paños, de que fe proveen muchas Provincias de España, y de Europa; muchifsimo Ganado, pues fe hallan doscientas mil Cabezas, y la misma cantidad en la Comarca de fina, y escogidisima Lana que fe lleva á varios Reynos.
Goviernanla Corregidor, y veinte y ocho Regidores, con voto en Cortes: es fertil y abundante de todo. Hay muchisimos Oficiales para la fabrica de los Paños, y beneficio de la Lana. Hay en su Jurisdiccion quinientos y nueve Lugares: fue su Obifpo San Gerotéo, año de 64. según unos, ó de 70. según otros.
La Cathedral consta de ocho Dignidades, quarenta Canongias* , veinte Raciones*.
Su Obispo goza veinte y quatro mil ducados de renta: en su Diocesis hay quatrocientas y treinta y ocho Pilas Bautismales. En la Cathedral está enterrado el famoso Don Diego de Covarrubias, su Obispo.
Tiene la Ciudad por Patronos á los Santos Frutos, Valentin, y Engracia, hermanos, sus naturales. Es celebre allí la Imagen de nuestra Señora de la Fuencisla; la guardó Sacaro, Clerigo, en la Parroquia de San Gil quando se perdió España.
Destruyó esta Ciudad Abderramen, Rey de Cordova, año de 755. Reparóla el Conde Fernan González año de 923. después la reedificó el Conde Don Ramón de orden de Alonfo VI. año de 1088. Hestando en el Alcazar, ó Castillo el Rey Don Alonfo el Sabio, dixo: que si quando Dios crió el Mundo se hubiera hallado prefente, varias cosas se hubieran hecho de diferente manera.
Jactando, con vana soberbia, y atrevimiento execrable, de poder corregir las obras de Dios.
Aquella noche se levantó una formidable tempestad de truenos, relampagos, y rayos, que atemorizó al Rey. Llamó este a su Confesor Fr. Francisco de Segovia, se confesó, y arrepintió de su culpa, y con esto se aplacó la tempestad, y el dia siguiente retrató en publico fu vana proposición. Varios refieren , y reprehenden este atrevimiento, y blasfemia del Rey; pero si miramos, en que verdad se funda este caso, dice el Padre Mariana en su Hiftoria, lib. 14. cap. 5. tal es la fama, y voz del vulgo, desde tiempo antiguo, continuada de padres á hijos. Bastante es esto, para que como rumor del vulgo fe desprecie, y no se tenga, ni crea, como historia verdadera, y mas quando los Auhores varían tanto en el modo de referirlo; fuera de que es tan atrevida esta proposición, que es indigna de que la pronuncie un Gentil, ó un Barbaro; ¿pues cómo la creeremos de un Catholico, y de un hombre tan sabio, como el Rey Don Alonfo? Y mas quando con la sabiduría juntó una gran piedad, y devocion, grande temor á Dios, y veneracion á sus excelencias, y sabiduría infinita. Por esto mandó enterrar su corazon en el Calvario, por la devoción á aquel lugar. En el Prologo, que hizo á las siete Partidas, explica muy bien su veneracion á Dios, pues dice: Dios es comienzo, e medio, e acabamiento de todas las casas, el fin e ninguna cosa puede ser ; ca por el su poder son hechas, e por el su saber son gobernadas e por la su bondad son mantenidas. Y mas claramente después: Mas porque tantas razones, ni tan buenas, como hacia menester para mostrar ete hecho, no podiamos Nos hablar por nuestro entendimiento, ni por nuestro seso para cumplir tan gran Obra, e tan buena, acorrimonos de la merced de Dios, e del benediclo su Hijo nuestro Señor Jesu-Cbristo, en cuyo esfuerzo Nos lo comenzamos, é de la Virgen Santa Maña su Madre, que es medianera entre Nos, e el, e de toda la su Corte Celestial. ¿Qué mas-pudiera decir un Santo Padre ? Tambien fue voz del vulgo, que por la Astrologia supo las desgracias, que le sucedieron, de levantarse su hijo, y los Grandes, y privarle de la Corona. Siendo cierto, que no son cognoscibles por los Astros los sucesos futuros contingentes, y mucho menos los que dependen de ageno alvedrio, como dicen Theologos, y Canonistas.
Por los años de 1475. entregó Andrés Cabrera á los Reyes Catholicos los tesoros, que havia en el Alcazar de Segovia, lo que sirvió mucho para la Guerra, que se hacia contra el Rey de Portugal, y en premio le hicieron Marques de Moya, Conde de Chinchón, y Alcayde perpetuo del Castillo, y Alcazar de Segovia.
En las Cortes de Segovia del año de 1383. determinó el Rey Don Juan el Primero, que dexada la Era del Cesar en las fechas, se pusiese el año del Nacimiento de Christo. Por la Ley de Segovia se determinó, que no se admita segunda suplicación, ó apelacion después de la Sentencia de la Revista, sino dando fianza de mil y quinientas doblas, y es la Ley i. til. 2o, lib. 4. de la Recopilacion de Castilla, que es lo que dicen apelar á las Mil y Quinientas.
En el Capitulo General de Napoles del año de 1599. hizo la Religion de Santo Domingo al Convento de Santa Cruz de Segovia, como primitiva Fundacion del Santo Patriarca en España , Univesidad para su Orden, que diese Grados á los Presentados; lo que confirmó Clemente VIII. año de 1602. Este Convento le empezó el Santo, y en él hay una Cueva, donde se recogía á orar, y sus ordinarias disciplinas, y se vé rociada la pared de sangre por todas partes y á la parte del Rio hay un Humilladero, hecho en memoria de que allí predicaba el Santo á los Ciudadanos. Esta fue una de las Ciudades, que mas inquietaron el Reyno en tiempo de las Comunidades, cometiendo en ella varios excesos contra Carlos V. y á su Capitán Juan Bravo le degollaron en Villalár.
Nota: Del texto original solamente he corregido las “f” que sonaban como “s”. Se escribía “fus” aunque era “sus”
canonjía.
(Der. del ant. canonje, canónigo, y este del prov. canonge).
1. f. Prebenda por la que se pertenece al cabildo de iglesia catedral o colegial.


ración.
(Del lat. ratĭo, -ōnis, medida, proporción).
5. f. Prebenda en alguna iglesia catedral o colegial, y que tiene su renta en la mesa del cabildo.
Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: